Educación Ambiental “por la puerta de atrás”

Clase de etnobotánica

Curso de etnobotánica

Conseguir algo “por la puerta de atrás”, es una expresión que significa entre otras cosas, que se actúa con el debido sigilo, sin que se aprecie aparentemente, como el que no quiere la cosa, sin darle la mayor importancia ni énfasis a un tema principal, para finalmente lograr que este tema principal deje la huella que nos habíamos propuesto como resultado de nuestra acción.

Me dispongo a defender a continuación la idea de que es mucho mejor afrontar el hecho de la Educación Ambiental actuando “por la puerta de atrás” que desde una posición frontal. Mi argumento fundamental se basará en que la educación ambiental debe ser una cuestión transversal en el conocimiento humano que actúe como un aspecto más de la cultura, como una amalgama capaz de dar cohesión y sentido a nuestra propia existencia. En otras palabras, defiendo abiertamente un tratamiento holístico en cualquier proceso de educación o de formación.

En primer lugar, aprendamos del pasado: existió una gran confusión en el planteamiento inicial de la idea de globalización que consistía en que el primer mundo establecería relaciones económicas con el tercer mundo mediante un intercambio de tecnología por mano de obra barata y materias primas aún más baratas. Este planteamiento aún subsiste en la práctica, pero con la perspectiva que da el transcurso del tiempo, ahora se comprende mejor que lo que se pretendía con esta idea era establecer un punto de referencia ideal en el modo de vida de la civilización occidental,  para tratar de que los países subdesarrollados alcanzaran poco a poco este estatus, gracias al impulso logrado por las inversiones de las grandes multinacionales las cuales  han seguido existiendo paralelamente a un intenso proceso de deslocalización de las actividades económicas, principalmente en la agricultura y en la industria.  El resultado actual: cada vez son mayores las diferencias entre el “primer mundo” y el “tercer mundo”.

De manera que, lo que se esperaba es que estos países subdesarrollados se “educaran” paulatinamente en los procesos económicos de occidente, hasta llegar a ser como ellos.

Taller de jardinería ecológica para niños

Taller de jardinería ecológica para niños

Objetivamente hablando, encuentro un parecido importante en el hecho de que la Educación Ambiental sea entendida como un proceso de mentalización que la gente está dispuesta a recibir sin más. Naturalmente salvando las distancias y teniendo en cuenta que en el caso de la Educación Ambiental es una actividad trufada de buenas intenciones (cosa que no damos por supuesta en el caso de la globalización), pero no exenta de una gran confusión respecto a su aplicación en la realidad cotidiana.

Tendremos que trasladarnos pues, al terreno de la realidad: luego hablemos de hechos.

En primer lugar está el hecho que sirve como telón de fondo ideológico sobre el que se sustenta la Educación Ambiental. En mi opinión, este telón de fondo está conformado por los vicios más comunes del pensamiento racional. Ahí van algunos ejemplos:

– Las dicotomías: por creer que la educación está totalmente polarizada. Esto es, o se está educado o se está des-educado.

– El establecimiento de estatus culturales e ideológicos: Los que están educados deben educar a los que están des-educados hasta que estos últimos alcancen el nivel de los primeros.

– La exclusividad: sólo nos vale las personas totalmente educadas ambientalmente, cualquier pequeño error respecto de las actitudes respetuosas con el medio ambiente es censurable.

– El tratamiento de la Educación Ambiental como un área más del conocimiento humano, como si fuera una asignatura más en el colegio.

Seguir hurgando en otros planteamientos ideológicos que a mi parecer no son del todo correctos no viene al caso ahora, puesto que mi propósito es tratar de aportar algo de pensamiento propio a la “confusión” a la que se refiere Esther Montero en la entrada de este Blog titulada : “Cómo obtener un empleo digno hoy mismo…”

Se refiere nuestra amiga Esther al problema de la financiación en la Educación Ambiental en el terreno de lo privado, es decir, educadores ambientales que tratan de sacar adelante su proyecto de vida fuera del ámbito de la enseñanza pública o fuera del soporte de instituciones públicas, semi-públicas o privadas subvencionadas (fundaciones, ong´s, banca privada, etc.). Son varios los problemas fundamentales los que Esther plantea:

”¿quién paga estos proyectos y servicios? En épocas de bonanza económica, la administración ha destinado fondos para ellos.. pero ¿Y ahora? ¿Los propios destinatarios? ¿Educación ambiental sólo para quien pueda pagarla? ¿Educación Ambiental como ocio alternativo? ¡Cuántas contradicciones! ¿Cuánta confusión! ”

Taller de destilación de plantas aromáticas para jóvenes

Taller de destilación de plantas aromáticas para jóvenes

La primera cuestión, el destino de fondos provistos por la administración, se refiere a las subvenciones que en tiempos de vacas gordas han ayudado a suplir las carencias del sistema público de enseñanza, y han complementado de una forma eficaz los contenidos del currículo escolar en cuanto a actividades de educación ambiental se refiere y que han sido impartidas por profesionales privados de la educación ambiental: talleres, excursiones, visitas a granjas escuela, etc.

Pero eso se acabó. Por lo menos de momento. Ahora es tiempo de vacas flacas. Sin embargo, de lo que no es tiempo es de quedarse parado. Es preciso echarle imaginación, creatividad y fe en lo que hacemos. Es tiempo de inventar. Tan difícil es esta nueva situación como fácil pudo resultar la anterior. Como dicen: es tiempo de crisis, tiempo de oportunidades.

La segunda cuestión: ¿Y ahora, quién paga, los propios destinatarios?. Mi respuesta es “Sí”, siempre que no pretendas afrontar la Educación Ambiental de manera frontal, sino “por la puerta de atrás”.

¿Y por qué afirmo tal cosa? Porque ahora no es la administración pública ni las instituciones educativas las que deciden, sino que son las personas adultas quienes tienen que aceptar este tipo de actividades de educación ambiental para sí mismos y para sus hijos. Ahora son ellos quienes pagan (aunque antes ya lo hacían y lo siguen haciendo, vía impuestos). Y porque los que están dispuestos a pagar por “Educación Ambiental” son de momento, muy pocos. Son los concienciados, a los que no hace falta convencer de que un día de excursión en el campo para toda la familia es mejor que estar sentados durante seis horas ante el televisor.

Sin embargo, existe una gran mayoría que no encuentran atractiva esta idea, personas que necesitan de otros incentivos para dar ese paso, algo que les impulse a aceptar experiencias que estén a medio camino entre el conocimiento y el ocio, entre lo serio y lo divertido, entre lo ético y lo estético entre lo natural y lo espectacular.

Curso de elaboración de cosméticos naturales para adultos

Curso de elaboración de cosméticos naturales para adultos

Y cabe decir que para el educador ambiental, es hora de tomar un papel más activo para dinamizar la participación en este tipo de actividades: sacar las actividades a la calle, a lugares públicos, donde la gente pueda ver que existes y que haces cosas interesantes, hacer cosas gratis para instituciones sin ánimo de lucro para de esta manera consolidar el propio curriculum, utilizar las redes sociales para darnos publicidad, construir un sitio web para mostrar nuestro trabajo, y sobre todo, incrustar la educación ambiental en cualquier tipo de actividad, convertirla en una cuestión transversal en todo lo que hacemos. Es entonces cuando se abre una multitud de posibilidades de diversificación de la actividad del educador ambiental.

Siguiente cuestión: ¿educación ambiental sólo para quien pueda pagarla?  No parece que dentro de lo que hemos definido como Autoempleo Sostenible debamos darle muchas vueltas a este tema. Estaríamos hablando de que las actividades de Educación Ambiental serían de todo punto sostenibles, tanto para el educador como para los usuarios. Pasar un día de excursión en el campo con realización de actividades por un coste de 10 € por persona resulta mucho más barato que ir a la hamburguesería y luego al cine, y además duran más tiempo. Tengamos fe en que los adultos sepan apreciarlo, si sabemos explicárselo y si se lo ofrecemos de una forma atractiva. ¡El Autoempleo Sostenible no está reñido con el marketing más esencial!

Y la última confusión o contradicción que nos ponía de relieve Esther: ¿Educación Ambiental como ocio alternativo?  Pienso que es una confusión terminológica. Coherentemente con lo que hemos expuesto respecto de la transversalidad de la Educación Ambiental podemos decir: Educación Ambiental como ocio alternativo y como cualquier cosa que se nos ocurra, porque la hemos insertado, incrustado en nuestras vidas. Ni “ocio alternativo” es un término que desmerezca la labor del educador ambiental ni existe realmente algo totalmente alternativo en el sentido de opuesto a lo que sería el término “ocio convencional”. Porque, ¿dónde situamos la línea que separa el uno del otro?

Deberíamos huir de la trampa que continuamente nos tienden las dicotomías. Puede que ideológicamente existan polos totalmente opuestos en los extremos, pero en el mundo de lo real, cada cosa se sitúa en un punto intermedio en diferentes grados de intensidad, que a su vez varía la posición de dicho punto según la perspectiva, el lugar,  el momento y las circunstancias en que se encuentre un observador. Convirtamos esa maravillosa variedad de posibilidades en algo que juegue a favor de la Educación Ambiental y de sus profesionales.

email
Etiquetado .Enlace para bookmark : permalink.

3 reacciones a Educación Ambiental “por la puerta de atrás”

  1. Luis Fernando Gomez Stevenson dice:

    Que buen concepto: Por la puerta de atras, ideal, pienso que es la forma correcta de hacer las cosas, que los resultados hablen. Esta comprobado que cuando hacemos bulla, escandalo, publicidad, aparecen los oportunistas, viendo a ver como sacan la mejor ventaja economica y alli es donde se pierde el sano interes por las actividades.
    Los felicito por esta pagina y ojala pueda participar o aportar de alguna manera.

  2. Jotapgarrido dice:

    Gracias por tu comentario Luis Fernando. Esperamos tu aportaciones y participación tanto en Linkedin como en este Blog. Te recuerdo que existe el mismo grupo en Facebook.

    Sin vuestras aportaciones no sería posible esta recopilación de ideas y experiencias reales que puede ayudar a mucha gente, y sobre todo quiero expresar un mensaje de ánimo y de optimismo para todos aquellos que ahora mismo se encuentren en una encrucijada: estar en un cruce de caminos sin saber qué dirección tomar es un punto de partida, lo importante es que elijamos el camino sin miedo a equivocarnos, porque sé por experiencia que es de los errores de lo que más podemos aprender.

    Un saludo de todo corazón.

  3. Ana Mª Vidal dice:

    Totalmente de acuerdo con el comentario de Luis Fernando. Estupendo artículo.
    Un abrazo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *